Combustibles fósiles:

Combustibles basados en carbono fósil, incluidos el petróleo, el gas natural y el carbón. Estos combustibles son producto de la fotosíntesis de antaño y el quemarlos liberan CO2 que estaba atrapado y fue parte de la atmósfera hace millones de años, por lo que se considera que este CO2 es una adición a la atmósfera. El principal causante del cambio climático es la combustión de combustibles fósiles.